De: Orden Por Alejandro Villegas

Tocó el turno a los ciudadanos gobernadores, emanados de Morena, que sin el menor pudor intentaron promover la participación de la colectividad en la consulta de revocación de mandato.
Ello, como consecuencia de una prohibición legal de realizar propaganda gubernamental y promoción del voto, a la que todos incluido el ciudadano presidente están obligados, como quedó claro con la resolución del máximo tribunal electoral.
Evidentemente los mandatarios estatales que promueven la participación ciudadana en la consulta de revocación de mandato, tratan de quedar bien con el ciudadano presidente, dejando de lado la observancia de la norma establecida en la materia.
De ahí que el los ciudadanos consejeros del INE hayan considerado la conveniencia de llamar a los mandatarios estatales a sujetarse a las normas establecidas, que fueron aprobadas por el Legislativo, no por el máximo organismo electoral del país.
A estas alturas del partido, todos deberían tener claro que el INE es el único facultado para promover la participación social en la consulta de revocación de mandato.
Sin embargo, quizá llevados por el temor de que el abstencionismo y la apatía social terminen por imponerse el próximo 10 de abril, y con ello se mande un evidente mensaje social, tanto el ciudadano presidente como algunos gobernadores emanados de Morena, perciban la necesidad de alentar a la ciudadanía a acudir a las urnas.
Si Morena logra que un número superior o igual de ciudadanos, que el que llevó a la titularidad del Ejecutivo federal al hoy ciudadano presidente, será un triunfo indiscutible, en caso contrario cualquier número inferior deberá encender los focos rojos en Palacio Nacional.
Protestas
Las manifestaciones de protesta del gremio periodístico ante el Legislativo, ponen en claro que el horno no está para bollos.

Deja un comentario

Top